América Latina: ¿Y Ahora Qué?

Columna de Felipe Vergara, consultor político chileno sobre la realidad presidencial en Latinoamérica.

0
426
Gráfica: Diego Iglesias

En mi infancia tuve la oportunidad de leer “Los Diez Negritos” de Agatha Christie, gran novela y en donde el relato versa sobre diez invitados a una isla que van muriendo uno a uno sin saber quién es el responsable, ni tampoco el siguiente.

Hoy, 35 años después, vuelve a mi memoria esta historia, pero con otro escenario y actores. El escenario es Latinoamérica y los actores sus actuales y ex mandatarios. Y por qué? Porque es a lo menos sorprendente como van cayendo uno a uno los presidente del continente.

Podríamos decir que el primero fue Fujimori, que aunque ya varios años atrás, su nombre es relevante porque marcó un punto de inflexión entre enriquecimiento ilícito y derechos humanos; cómo chileno me avergüenza que bajo las mismas causales no hayamos podido hacer justicia frente a las atrocidades de Pinochet.

El caso Fujimori es emblemático y Perú pareciera ser la primera ficha de un dominó que cae y nadie sabe dónde termina. Luego de él, todos sus ex presidentes han tenido escenarios muy complejos con la justicia. Al igual que “el chino” lo hizo con Japón, Toledo optó por migrar a Estados Unidos y desde allá defenderse o escabullirse de la justicia. Distinto es el caso de Ollanta Humala quién prefirió no escapar de su país y enfrentar junto a su señora el veredicto judicial: la cárcel y desde hace ya algunos días acompaña a Fujimori en la prisión de Barbadillo de la Diroes.

Pero Perú no es el único país que vive una situación compleja con sus ex mandatarios, su vecino del Este -Brasil- vive una situación tanto o más compleja, el año pasado destituyeron a Dilma Rousseff, asumiendo el cargo Michel Temer, quién a los meses ya es acusado por delitos peores que los del impeachment a Dilma, su futuro claramente es incierto; pero además la principal carta presidencial para el 2018, el ex presidente Lula da Silva, es condenado a nueve años de prisión por corrupción.

Por su parte Argentina vive momentos complejos luego de las acusaciones contra la ex presidenta y hoy candidata al Senado, Cristina Fernández. Ya en marzo enfrentó su primer juicio por Fraude al Estado en el llamado “dólar futuro”, pero vienen más. Por su parte Paraguay sigue en un escenario complejo entre el actual presidente Cartes y el ex mandatario Lugo, ambos quieren ir a la elección, pese a los problemas judiciales que han enfrentado y que llevó a la destitución del ex obispo a la presidencia.

Finalmente Chile no ha quedado exento. Para fortuna de Piñera, el fiscal no logró demostrar delito en sus inversiones en Perú, pero eso ya ha sido una constante. A nivel parlamentario la cosa es distinta, condenas y desafueros varios se mueven por los pasillos del parlamento.

Lo claro es que la realidad presidencial que vive Latinoamérica es compleja, ex presidentes, presidentes y post presidentes están en la mira de la justicia, si sigue así no sería de extrañar que la próxima reunión del Mercosur se haga tras las rejas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here