¿Se puede formar a un candidato en un político perfecto?

María Sol Corral, a través de una entrevista durante la XII Cumbre Mundial de Comunicación Política, hizo hincapié sobre los factores a tener en cuenta para la preparación de un candidato ideal.

0
Fuente: Mensaje 360

Mucho se habla de los errores que cometen diversos candidatos durante sus respectivas campañas para analizarlos con el objetivo que no vuelva a suceder en futuras contiendas.

Sin embargo, poco se conversa acerca de la existencia o no de la perfección en un trabajo social como lo es un mandatario político, debido a lo subjetivo que es la definición de idoneo para cada uno.

En este marco, Mensaje 360 dialogó con María Sol Corral, autora del libro “La imagen del candidato perfecto en campañas electorales”, quien afirmó que “un trabajo social puedo ser muy alineado a la perfección si los objetivos son correlacionados a los resultados“.

” La imagen es poderosa por que es muy veloz: un candidato con un control de su imagen y que la sepa potenciar, a lo mejor no gane, pero un candidato con una mala imagen seguro va a perder”, agregó.

Incluso agregó la existencia de “malos candidatos que ganan elecciones porque la estructura política es verdaderamente fuerte y supera al candidato”.

–  ¿Existe el candidato perfecto o hay que formarlo?

– Los candidatos se preparan en muchos aspectos; uno de ellos, su propia comunicación, que es la más potente porque su imagen de candidato es el eje central de mensajes permanentes verbales y no verbales.

En el libro del Candidato Perfecto, hago un resumen fácil para entender los pasos de una campaña y la imagen de un candidato, para que no sea siempre hecho al gusto de cualquiera, sino de manera profesional.

– ¿En qué debe centrarse la preparación integral de un candidato?

– Las y los candidatos tienen una responsabilidad de saber proyectar rápidamente credibilidad, confianza, poder y simpatía. Esto se transmite con una excelente actitud, un manejo de su lenguaje corporal y un discurso claro y preciso: mientras más consistente sean todos sus mensajes ,hasta en el vestuario, mas fácil será para los ciudadanos sentir certeza. Nos pasó con Rafael Correa en la primera campaña donde la coherencia de su imagen era muy poderosa.

– Hay ocasiones en las que excelentes candidatos no ganan elecciones ¿ser un buen candidato guarda relación con ser un buen político? 

– No siempre es una regla, o las reglas se rompen también. Hay muy malos candidatos que ganan elecciones porque la estructura política es verdaderamente fuerte y supera al candidato.

Hoy, cada vez más, podemos ver el impacto de la imagen del candidato cuando se trata de ganar votos indecisos y el agrado de su propio voto duro. En lo personal solo me ha tocado estar en equipos ganadores; aún no sé lo que es perder una elección, y lo digo con mucho respeto y humildad.

– ¿Se puede lograr lo idóneo en el trabajo social que desempeñan los políticos? Debido que a lo “perfecto” en cuestiones sociales es muy subjetivo. No son iguales las necesidades o prioridades que buscan los diversos ciudadanos en un candidato.

– Los malos políticos siempre salen a la luz, de eso tenemos cientos de ejemplos sobretodo en America Latina que es lo más cercano a nosotros los especialistas en distintas etapas de la campaña.

Claro que pienso que un trabajo social puedo ser muy alineado a la perfección si los objetivos son correlacionados a los resultados.

– Desde el debate de Richard Nixon y John F. Kennedy en 1960, se vio que la imagen pública, que lo que se proyecta a través de las imágenes puede influir. ¿aún es así?

– Cada vez más, la imagen del candidato es la forma más veloz de comunicación con la ciudadanía. Por eso me sorprende que hayan candidatos sin asesores de imagen y si con asistentes, o estilistas, haciendo auditorias y planes estratégicos de imagen para los candidatos.

Tal vez sea más barato no tener un asesor de imagen, pero al final quien mejor maneje su propia comunicación tendrá una ventaja competitiva.

– Su conferencia en #CumbreMX “El candidato perfecto” realizó en vivo una encuesta con más de 800 participantes de diferentes rubros, ¿podría comentarme un poco más de cómo fue esa experiencia?

– La imagen también es innovación, percepción; impresiones que se forman en segundos. Quería que el auditorio sintiera estar involucrado que sus decisiones o percepciones se viesen reflejadas en una pantalla en tiempo real y lo logramos.

Probar la imagen es un desafío. Cuando todos son escépticos y no dejan a un especialista trabajar, solo nosotros podemos distinguir un error o una debilidad de comunicación en un candidato y lo podemos mejorar muy raudamente con distintas técnicas, que no un corte de pelo o una dieta.

Quisiera cerrar con que la imagen es poderosa por que es muy veloz: un candidato con un control de su imagen y que la sepa potenciar, a lo mejor no gane, pero un candidato con una mala imagen seguro va a perder.

Fuente: Mensaje 360

Suscríbete a nuestro boletín

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here